Piedras preciosas y atributos mágicos

Piedras preciosas y atributos mágicos

COMPRENDE PUES Y RECIBE EL DON DE DIOS, Y CÁLLALO A CAUSA DE TODOS LOS IGNORANTES. ESTÁ ESCONDIDO EN LAS CAVERNAS DE LOS METALES, ES UNA PIEDRA VENERABLE, ESPLENDOROSA DE COLOR, UN ESPÍRITU SUBLIME, Y UN MAR ABIERTO.

Las piedras preciosas son símbolo de una transmutación de lo opaco a lo translúcido y, en un sentido espiritual, de las tinieblas a la luz, de la imperfección a la perfección.

Es así como el vidente de Patmos ve a la nueva Jerusalén, completamente revestida de pedrería:

Esta muralla está construida de jaspe y la ciudad es de oro puro. Las bades de su muralla están realzadas por pedrería de toda clase, la primera hilada es de jaspe, la segunda es de zafiro, la tercera de calcedonia, la cuarta de esmeralda, la quinta de sardónice, la sexta de comalina, la séptima de crisólito, la octaba de berilo, la novena de topacio, la décima de crisopasa, la onceava de jacinto y la doceava de amatista. Y las doce puertas son doce perlas.

En Astrología, las piedras preciosas guardan una precisa relación de correspondencia con los metales y los planetas.:

Correspondencia de las piedras preciosas en Astrología

El cristal corresponde a la plata y a la Luna.
La piedra imán al mercurio y al planeta del mismo nombre
La amatista y la perla, al cobre y a Venus.
El zafiro y el diamante, al oro y al Sol, y al signo de Leo.
La esmeralda y el jaspe, al hierro y a Marte.
La comalina y la esmiralda, al estaño y a Júpiter.
La turquesa y las piedras negras, al plomo y a Saturno.

Según C. Léonard (Speculum lapidum, París 1610) la esmeralda refrena la lascivia y aumenta la menoria; el rubí mantiene la buena salud, preserva del veneno y reconcilia; el zafiro vuelve pacífico, amable y piadoso.

Para I. Cardan el rubí protege contra las mordeduras de las serpientes y del escorpión; según Hildegarda de Bingen, el diamante mantenido en la boca preserva de la mentira y facilita el ayuno; el topacio neutraliza los líquidos esponzoñados y la perla es soberana contra los dolores de cabeza.

En el Islam las piedras preciosas se utilizan para innumerables prácticas mágicas, actúan como encantamientos o como remedios, para asegurar una posesión o para librarse de ella. Se considera que el coral, la cornalina, el nácar y el ámbar protegen del mar de ojo. Según un importante tratado iraní, las piedras preciosas vistas en sueños revisten el siguiente significado: la cornalina y el rubí son signos de alegría, de prosperidad; igualmente el coral; el ágata es signo de respeto y de fortuna; la turquesa, de victoria y longevidad; la esmeralda y el topacio designan a un hombre valiente, leal y piadoso, así como riquezas legítimas.

Indicamos los atributos de las gemas en relación con los signos zodiacales, admitiendo de entrada que la lista de piedras preciosas que generalmente se atribuyen a cada signo es muy amplia, por lo que señalaremos solamente una parte de aquellas gemas o piedras, de las cuales hemos podido comprobar personalmente sus influencias.

Independientemente del signo zodiacal al que pertenezca, cada persona puede llevar consigo la piedra que estime oportuna en cada momento, dependiendo de las circunstancias y de los atributos que ella posea.

La lista de referencia resalta la piedra o gema que cada persona puede llevar por sus propias influencias astrales.

Los signos del Zodíaco y su piedra preciosa

ARIES ........................ Rubí
TAURO ........................ Esmeralda
GÉMINIS ........................ Ágata amarilla
CÁNCER ........................ Perla
LEO ........................ Diamante o ámbar
VIRGO ........................ Agua marina o jaspe
LIBRA ........................ Lapislázuli
ESCORPIO ........................ Topacio
SAGITARIO ........................ Turquesa o zafiro azul
CAPRICORNIO ........................ Ónice o azabache
ACUARIO ........................ Zafiro o perla negra
PISCIS ........................ Amatista